¿Cómo se reparan las fachadas de ladrillo visto?
proteccion hidrofuga
Protección hidrófuga en base disolvente vs en base agua
15 de octubre, 2019
Show all

¿Cómo se reparan las fachadas de ladrillo visto?

ladrillo visto

El ladrillo visto, pese a ser uno de los materiales más utilizados en la construcción, presenta determinadas complicaciones cuando conviene enfrentarse a su reparación. A nivel arquitectónico, son muchos los estudios especializados especialmente en su reparación, puesto que en las fachadas de más de 20 años de antigüedad, es habitual que pueden comenzar a presentar determinados problemas.

Ante esta situación, hemos elaborado una pequeña guía con algunos de los problemas más comunes a los que tenemos que enfrentarnos en este tipo de construcciones, así como lo relacionado con lo que es conveniente realizar cuando se trata de llevar a cabo su reparación.

 

¿Cuáles son las principales causas de los problemas que surgen en las construcciones con ladrillo visto?

Una de las principales causas más populares cuando se trata de identificar los problemas que suelen impactar de manera notoria en este tipo de materiales es debido a la ausencia de la calidad mínima en su correcta implantación. Como ocurre en otros muchos sectores, en la construcción es posible escoger entre diferentes gamas de producto de acuerdo con los materiales utilizados.

En este sentido, es muy importante tener en cuenta que cuando decidimos construir una vivienda con un material que no tenga la suficiente calidad, es probable que con el paso del tiempo comiencen a aparecer los primeros problemas. Y esta es precisamente una de las principales causas que pueden tener las construcciones de ladrillo visto. 

Del mismo modo, la zona geográfica en la que se encuentra la vivienda también es uno de los principales aspectos a los que tenemos que obedecer. Cuando la vivienda está construida en zonas con una excesiva exposición a inclemencias meterológicas, como la lluvia, el viento o el excesivo frío, también es posible que el ladrillo visto comience a experimentar sus primeros problemas.

 

La reparación, todas las opciones

La realidad es que no existe una reparación que pueda ser satisfactoria en todos los casos sino que la correcta elección de todas las acciones que hay que llevar a cabo dependerán, en gran medida, de las características que tenga la finca en cuestión.

En este sentido, cuando el ladrillo visto se encuentra en un edifico histórico, es importante tener en cuenta que nos encontramos en uno de los peores escenarios posibles, puesto que tendríamos que sustituir pieza a pieza cada zona dañada, con el objetivo de alterar lo mínimo posible el estado original de la fachada. 

En el caso de que se encuentre en una fachada normal y el problema se encuentre localizado en pequeñas zonas, es importante tener en cuenta que tenemos dos posibles soluciones. Por un lado, la más rápida, que consiste en sustituir cada pieza de manera individual por piezas completamente nuevas. Sin embargo, es importante tener en cuenta que en este caso no estaremos mejorando el aislamiento térmico de la fachada, por lo que es una solución que puede ser factible en el corto plazo, pero que a la larga puede ocasionar determinados problemas.

En los casos en los que el daño no esté localizado en ninguna de las zonas y el fallo del ladrillo afecte a puntos de la fachada de carácter heterogéneo, es importante que tengamos en cuenta que, en esos casos, la solución de sustituir únicamente las piezas afectadas no tiene ningún sentido. En estos casos, la mejor opción por la que podríamos optar es por dedicarnos a la sustitución y reparación entera de la fachada, asegurando su correcta supervivencia en el tiempo. 

En este sentido, es importante tener en cuenta que únicamente mediante el estudio completamente personalizado de cada solución, podremos garantizar al máximo la totalidad de nuestra obra.  

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *